Inicio arrow Noticias arrow Últimas arrow Medio Ambiente vacunará a 50 linces en Doñana tras la muerte de 3 felinos por infección
 
Medio Ambiente vacunará a 50 linces en Doñana tras la muerte de 3 felinos por infección PDF Imprimir E-Mail
Escrito por Administrator   
miércoles, 07 de julio de 2004
DOÑANA (HUELVA). Técnicos de la Consejería de Medio Ambiente han iniciado la vacunación del medio centenar de ejemplares de lince ibérico que sobreviven en Doñana tras la muerte de tres ejemplares ocurrida en los dos últimos meses por una infección vírica.

El director general de Gestión del Medio Natural de la Junta de Andalucía, José Guirado, explicó en rueda de prensa que los análisis realizados a estos tres ejemplares aún no permiten aclarar si estas muertes son consecuencia de una mortandad normal, causada por enfermedades epidemiológicas habituales en la naturaleza, o son el resultado de una epidemia.

Con todo, anunció que se intentará vacunar al medio centenar de ejemplares de lince ibérico que viven en la zona de Doñana, mediante su captura con trampas, en una labor que se intensificará después de junio, una vez que haya finalizado el periodo reproductor de este felino, considerado el de mayor riesgo de extinción del plantea.

DOÑANA (HUELVA). Técnicos de la Consejería de Medio Ambiente han iniciado la vacunación del medio centenar de ejemplares de lince ibérico que sobreviven en Doñana tras la muerte de tres ejemplares ocurrida en los dos últimos meses por una infección vírica.

El director general de Gestión del Medio Natural de la Junta de Andalucía, José Guirado, explicó en rueda de prensa que los análisis realizados a estos tres ejemplares aún no permiten aclarar si estas muertes son consecuencia de una mortandad normal, causada por enfermedades epidemiológicas habituales en la naturaleza, o son el resultado de una epidemia.

Con todo, anunció que se intentará vacunar al medio centenar de ejemplares de lince ibérico que viven en la zona de Doñana, mediante su captura con trampas, en una labor que se intensificará después de junio, una vez que haya finalizado el periodo reproductor de este felino, considerado el de mayor riesgo de extinción del plantea.

Sí confirmó que los tres felinos muertos en marzo y abril eran machos y que en los tres se detectó la presencia de un retrovirus, presumiblemente contagiado por felinos domésticos o gatos asilvestrados.

Guirado añadió que este virus se ha venido detectado en linces muertos en Doñana desde 2002, alguno de ellos por atropello y no a consecuencia de esta infección, pero mostró su preocupación porque de los cuatro ejemplares fallecidos que presentaban síntomas de este virus, contabilizados entre ese año y 2006, se haya pasado ahora a tres muertos en sólo dos meses.

"Estamos identificando el tipo de variedad que está afectando al lince y el nivel de la afección de esta enfermedad para saber si estamos ante una epidemia y cuál es su nivel de peligrosidad o ante una ratio normal de mortandad", añadió.

Como medida preventiva se eliminarán de las zonas de influencia del lince ibérico aquellos gatos domésticos o asilvestrados que porten este virus.

Guirado añadió, a preguntas de los periodistas, que no se ha detectado ninguna muerte por este virus en la población de lince de Sierra Morena y reveló que un macho joven, capturado esta madrugada en Doñana, no presentaba síntomas de esta enfermedad.

Recordó que un caso similar de contagio por virus transmitidos por gastos asilvestrados se detectó recientemente en una población de pantera de la Florida, especie también en peligro de extinción, y dijo que esta enfermedad se logró controlar con medidas como las que se aplicarán a los linces ibéricos en Doñana.

 

Los nuevos nacimientos permiten llevar una pareja a Doñana y colonizar otras zonas en 2009

 

El aumento de nacimientos de lince ibérico, en libertad y en cautividad, en los últimos años, permitirá reforzar este otoño la población de Doñana con una pareja de Sierra Morena y reintroducir este felino en Despeñaperros (Jaén) y en Hornachuelos (Córdoba) partir de 2009.

Estas son las previsiones expuestas José Guirado y por los responsables de los programas de conservación en libertad y de cría en cautividad de este felino, Miguel Ángel Simón y Astrid Vargas, respectivamente.

Guirado destacó que el censo de nacimientos de lince ibérico en libertad de 2006 cifra en 184 ejemplares la población estimada de este felino, considerado el de mayor peligro de extinción del planeta. Unos 140 de estos 184 ejemplares se concentran en Sierra Morena, repartidos en las poblaciones de los ríos Yeguas, en Montoro (Córdoba) y Jándula, en Andújar (Jaén), y el medio centenar restante sobrevive en Doñana.

Las poblaciones de Sierra Morena han experimentado "una clara recuperación" en los últimos años, con crecimientos del 60 por ciento en el número de hembras territoriales y de más del cien por ciento en el de cachorros, pero el censo de Doñana "permanece estabilizado", según Guirado.

Por ello -"y una vez logrado el consenso de los científicos", matizó- este otoño se pretende liberar una pareja de linces jóvenes capturados en Sierra Morena en un cercado de 6 hectáreas de Doñana, que se reforzará con una población suplementaria de conejo, presa casi exclusiva en la dieta de este felino. Una vez aclimatada esta pareja y nacidos sus primeros cachorros, se abriría el cercado para que colonicen este territorio de Doñana.

Esta misma técnica de cercados se emplearía a partir de 2009 para reintroducir el lince en Hornachuelos y Despeñaperros, donde desapareció hace pocos años. Las fincas elegidas para ello serán por su idoneidad biológica y por el grado de respaldo social a esta iniciativa.

También podría usarse esta técnica para la reintroducción de este felino en Extremadura, donde ya se ha determinado la construcción de un centro de cría en cautividad en Granadilla.

La responsable de este programa, Astrid Vargas, destacó que ya son 38 los ejemplares con los que cuenta este proyecto, tras los siete cachorros nacidos este año en El Acebuche (Doñana), cuatro machos y tres hembras.

Valoró tanto el aumento de nacimientos logrado -7 cachorros vivos frente a los tres de 2006 y los dos de 2005- como el que cinco de los nuevos linces sean hijos de machos de Sierra Morena y hembras de Doñana, lo que mejora la variabilidad genética de esta población y disminuye los riesgos epidemiológicos.

Vargas recordó que la masa crítica para garantizar la variabilidad genética del lince en cautividad es de 60 ejemplares, cifra a partir de la cual los nuevos linces se destinarían al reforzamiento de poblaciones o planes de reintroducción

Modificado el ( miércoles, 09 de mayo de 2007 )
 
< Anterior   Siguiente >