Un estudio genético del CSIC identifica en Doñana la raza de caballos más antigua de Europa
Escrito por Administrator   
miércoles, 30 de mayo de 2007
 Un estudio científico ha permitido descubrir que el caballo de retuertas de la comarca de Doñana, en Huelva, es la raza equina más antigua de Europa y, además, se trata de la última población de caballos europeos que vive en libertad aislada de otras poblaciones, que habita exclusivamente en la Reserva Biológica de Doñana, perteneciente al Consejo Superior de Investigaciones Científicas (CSIC), en Huelva.

El estudio genético de algunos de los cerca de 60 ejemplares que viven aislados en la Reserva ha permitido identificar esta raza milenaria, pero la investigación ha obtenido, además, respaldo internacional para que el caballo de retuertas de Doñana sea reconocido como raza autóctona de Andalucía, según indicó el CSIC.

El investigador del CSIC Ciro Rico, coautor del trabajo que describe el hallazgo, publicado en la revista 'Animal Genetics', manifestó que, cuando se comenzaron los análisis genéticos, en 2003, "no se esperaban resultados tan espectaculares y nunca se pensó que estos caballos pudieran ser muy distintos desde el punto de vista genético a las demás razas españolas

Un estudio científico ha permitido descubrir que el caballo de retuertas de la comarca de Doñana, en Huelva, es la raza equina más antigua de Europa y, además, se trata de la última población de caballos europeos que vive en libertad aislada de otras poblaciones, que habita exclusivamente en la Reserva Biológica de Doñana, perteneciente al Consejo Superior de Investigaciones Científicas (CSIC), en Huelva.

El estudio genético de algunos de los cerca de 60 ejemplares que viven aislados en la Reserva ha permitido identificar esta raza milenaria, pero la investigación ha obtenido, además, respaldo internacional para que el caballo de retuertas de Doñana sea reconocido como raza autóctona de Andalucía, según indicó el CSIC.

El investigador del CSIC Ciro Rico, coautor del trabajo que describe el hallazgo, publicado en la revista 'Animal Genetics', manifestó que, cuando se comenzaron los análisis genéticos, en 2003, "no se esperaban resultados tan espectaculares y nunca se pensó que estos caballos pudieran ser muy distintos desde el punto de vista genético a las demás razas españolas".

Aquellos análisis genéticos fueron realizados en estrecha colaboración con investigadores del Servicio de Cría Caballar y Remonta del Ministerio de Defensa. En el trabajo han participado, junto a Rico, los investigadores Juan Calderón, de la Estación Biológica de Doñana (CSIC), en Sevilla, José Luis Vega-Pla, del Servicio de Cría Caballar y Remonta del Ministerio de Defensa, y Amparo Martínez, de la Universidad de Córdoba.

El investigador del CSIC comentó que "no existe un registro fiable sobre la procedencia del caballo de retuertas", sino que, según la tradición popular, desciende de aquellos caballos que escaparon de la domesticación, en tiempos inmemoriales. Su nombre alude al lugar donde se localizan estos animales en verano, ya que las retuertas son zonas de contacto entre las dunas y la marisma que durante toda la estación seca rezuman el agua dulce que durante el invierno se ha acumulado en la arena.

Rico explicó que el caballo de retuertas suele ser castaño, aunque recientemente han engrosado la cabaña ejemplares tordos. "Tiene un perfil más o menos acarnerado, gran rusticidad y carácter arisco", precisó y añadió que, dada su robustez, este caballo llegó a ser utilizado para realizar tareas ganaderas o como animal de carga. Dejó de ser apreciado, por su aspecto tosco y su estatura, algo menor que los caballos de raza española.

Árbol filogenético

Los autores del trabajo han analizado en un árbol filogenético 12 razas diferentes de caballos. A partir de las distancias genéticas localizadas entre ellas, las repartieron en varios grupos, en función de su antigüedad.

Las 12 razas de caballos estudiadas fueron, por un lado, las de origen centroeuropeo: asturcón, losino, potaca, mallorquín, menorquín, además del propio caballo de retuertas; y por otro, otras razas europeas y africanas, como el árabe, el inglés, el trotador español, el pura raza española y el marismeño. La investigación se complementó con la utilización de un programa informático, que permitió agrupar a los animales por su mayor probabilidad de pertenecer a una población ancestral.

"Los resultados de los análisis desvelaron que el caballo de retuertas es un animal singular, que no forma grupo con ninguna de las otras razas consideradas, de las que se encuentra muy alejado genéticamente", señaló el investigador del CSIC, que apostilló que, "en un gráfico, el caballo de retuertas aparecería en la base del árbol genealógico".

El futuro de la investigación incluye proyectos de conservación de esta raza fuera de la Reserva, preservación de embriones congelados, creación de un banco de semen, caracterización de cromosomas sexuales, o bien implantación de embriones en yeguas cruzadas.

También se pretende estudiar el parentesco del caballo de retuertas con el berberisco norteafricano y con el americano, debido a la conexión histórica entre el Puerto de Palos (Huelva), muy cercano a la Reserva Biológica de Doñana (CSIC), y las rutas migratorias de la colonización americana.

Modificado el ( miércoles, 30 de mayo de 2007 )